“ULISES RODRÍGUEZ MARADIAGA”. carbón,acuarela/papel especial 300 grs. 42×30 cm

ELEGÍA PARA ULISES

Si Homero, supo darte un soplo de Vida

en la historia de tu nombre,

el frentesandinista te dió el carácter

de héroe, el carácter de un hombre.

Te lloro, me sonrío

“Ismael”, hermano militante

de célula

ahí reunidos

“Marcos”, el Negro Martínez,

“Moisés” el chaparro Gómez

Solo vivos hoy quedamos

“Will” Javier el responsable,

y “Jacob”

que hoy te besa de nuevo

tu frente

al traerte aquí conmigo

¿Recordás la risa

la jodedera

de aquella tarde

cuando nos pusimos

tales Pseudónimos?

“Somos el Evangelio en vivo”,

diría el Chaparro

disparando la fanfarria

en media reunión clandestina

partidaria

Cuanto reímos, cuanto gozamos

jugar con la muerte

del día a día

parecía cosa de tanta risa

había que atravesar

nuestro marcado tiempo

de la mejor manera

del mal rato de cuarentaymasaños

de genocida dictadura

como una cosa insurrecta

como una cosa de mucha prisa

Éramos proscritos,

delincuentes

por querer esa mejor vida

que feliz mostraba la utopía

para un pueblo mancillado,

por el pan de cada día

por el ser simplemente como queremos

Sabíamos que no llegaríamos

el final estaba ahí mismo

y había que empujar

de cumplir con la misión

encomendada

y tratar de llegar

primeros.

La muerte cabalga fría

nos va a topar

violenta

sin aviso

siquiera,

uno de estos

tantos o cuantos días

No importaba nada.

La Vida? Cual Vida?

Esa ya está entregada!

Y Quijotes armados,

cabalgábamos de nuevo.

Y fuistes de todos

el primero,

llevaba tu nombre esa bala,

el disparo fue certero

Tu cara.

versiones de versiones

como fuese

tuvisteis la libertad del Ángel

que volaba a las alturas

un sietedeenerodelsetentaynueve

Pero tu cuerpo quedó tendido

sobre la acera de sangre

Y yo morí después del llanto,

también ese día!

Lejano, para levantarte

amargo

para cambiarte

mi Vida

por tu Vida

Desde entonces busque

a la condenada

Muerte que te llevaba

Me la encontré sí,

de frente y cara a cara

tantas veces sin pensarlo

hasta que un día se dio cuenta

la canalla

que yo también contigo me había ido

y con el negro Martínez

y con Adolfo Aguirre

y con Chico Meza

y con René Cisneros

y con todos aquellos

los mismos ángeles del Cielo!

Y me dejó en paz

Pero sé que tiene deuda conmigo

y esperando está su mejor momento

para llevarse de mí estos restos

que aún quedan deambulando

llenos de utopías,

quimeras

y valores.

Tendrá que esperar un poco más

No es mi tiempo todavía !

Hermano

Ulises Rodríguez Maradiaga

imberbe jovencito

hecho líder, guerrero

El Odiseo,

no te cuento hoy

como en otros días

de vidas conculcadas

con dolor

lacerado el cuerpo

abrasada también el alma

No. Ahora no será.

Pero mejor no transites

por las calles de tu barrio

quédate ahí gozoso

de verdadera Vida

en tu Itaca promisoria

besando a tu Penélope enamorada

Quédate hermano mío

en tu Olimpo conquistado

Ulises el hermano

Ulises el Héroe

Ulises el joven y alegre

Ulises el muchacho

por Quiróm entrenado

el Viejo centauro

que te sigue mostrando

la manera de lanzar

tus saetas

y continuar derribando

las estrellas.

Tu hermano: Jacobo

7119

Estándar

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s