“#ORQUÍDEA DEL SUR. #NICARAGUA”. #acuarela china/papel bambú. 35×23 cm. (#poesía: “UNA ORQUÍDEA HA BROTADO”)

UNA ORQUÍDEA HA BROTADO

Hoy, la Orquídea

ha brotado,

abierta está

de nuevo,

del Alma

la espesura.

Cuidado, que peligro

si eso fuese travesura!

Más si la verdad

está despierta

y ya resulta inevitable…

Yo de veras te lo digo:

un Quijote ha despertado.

Que locura,

Que delicia,

al Amor no ha renunciado!

De un verso

montaraz o delicado

hoy brota una Orquídea

la Orquídea ha brotado.

camposdeoro

261218

Estándar

#MI BOUQUET DE JILINJOCHES” #pintura Óleo / polímero 30×20 cms. (Poema en noche de navidad para un alma)

Te regalo en esta noche

con un bouquet de flor

de mi pueblo

Mi amor,

una Flor de Jilinjoche

Te regalo esta noche

vamos a ver,

esa ternura que el Alma me parte

con la explosión de una estrella

un horizonte sin querella,

el estambre del Jilinjoche

Te regalo en esta noche

todo lo que

podría entregarte.

Lo más Mío,

lo más incendiario,

el fuego eterno

que no se apaga,

Vida

de lobo estepario

Mira que si me llamas

o no me llamas

se que me necesitas

Y eso será suficiente

hermano, hermana

para en esta noche

darte el abrazo

el beso

de amor vertido,

en este bouquet de JILINJOCHES.

Estándar

“VEN A MI CASA ESTA #NAVIDAD…”. tinta&acuarela/cartón 77×50 cm

Esta no es una Elegía, un ensayo o similar. Tampoco es una obra apologética al #dadaísmo aleman de #Max Ernst o el #Realismo fantástico del polaco Zdzislaw #Beksinski

Aunque sea admirador de la Obra de ambos e inclusive, este trabajo tenga que ver con los horrores de la guerra que padecieron ambos artistas y que de ello, deviniera la obra tan peculiar de ambos…. pero no. No.

Esta obra no es de ninguna manera una apología a la guerra, insurrección cívica, terrorismo, golpe de estado o como se le quiera dar en llamar a quien lo quiera, como quiera y cuánto quiera.

Todo lo contrario -y en ello me identifico con el soldado y luego artista Max Ernst- en declarar mi total negación de la guerra, -la que vivimos en #Nicaragua durante este 2018 y contra cualquier otra guerra-como solución para resolver los problemas a los que siempre, siempre, se les puede encontrar solución pacífica bajo un diálogo civilizado, de altura.

Por ello y para ello es esta Obra:

”#Ven a mi casa esta Navidad”

Si llegase la misma a ser una #apología, lo sería a #La Paz, a la convivencia #Armónica entre los seres humanos, pues los resultados son irreparables cuando se trata de vidas perdidas para no retornar.

Hay muchos que no podrán llegar a casa esta Navidad….

“Tú que estás lejos de tus amigos,

de tu tierra y de tu hogar

Y tienes pena, pena en el alma

porque no dejas de pensar…”

Los muertos, están tan lejos que son intocables, pero están tan cerca como lo es el recuerdo. Y seguro en aquellas familias que perdieron a alguien en las contiendas de este fatídico año, van a recordarles y hasta hacerlos que estén presentes en el sentimiento

#Total Solidaridad de nuestra parte con estos familiares.

Compartimos ese dolor aunque no hayamos conocido a ningún caído personalmente. No importa. Ni menciono ningún bando. Basta que haya sido alguien capaz de morir por lo que creía para que tenga nuestro respeto y basta con que fuese un ser humano con familia, personas que lo amaban y que él o ella amaban, para que tengan mi silencio adolorido solo roto por este escrito con esta obra dedicada a ellos, sus familiares y amigos que ya no lo tendrán a la par, ni podrán verle más que a través de una fotografía o similar.

EL TÍTULO DE LA OBRA

Dicen que los artistas plásticos no debemos explicar nuestras obras porque estas deben hablar por sí mismas o ser interpretadas por el observador. Pero como yo soy un irreverente iconoclasta, no estoy por adoptar posturas afectadas y además, soy escritor. Me gusta escribir y creo que mis observadores deben de conocer -es mi forma de mostrar respeto y agradecimiento a ustedes- lo que intenté o pretendí hacer.

Primero, para los que no lo supieren, el título de esta obra es el segmento de esa canción que en mi país y creo que en muchos de Latinoamérica, escuchamos como un villancico navideño.

La primera vez que la recuerdo tendría quizás unos catorce años y desde entonces la canción la traigo asociada a gratos como a dolorosos momentos en tantas y tantas navidades de estos largos años.

Cómo está de ahora. Tanto dolor. Tanto luto en el país no me da cabida para celebración de ningún tipo. Si pudiera , iría a realizar un recorrido por las casas en donde están esas familias con ausentes. Pero como decía, no conocí a ninguno. Ni siquiera a los que están presos y que tampoco podrán estar en casa con sus familiares.

“Tu que esta noche no puedes

dejar de recordar,

quiero que sepas

que aquí en mi mesa

para tí, tengo un lugar”

Más que en una mesa. En el corazón. Aunque parezca vacuo.

Yo lo sé. Yo lo estoy sintiendo.

LA OBRA

La canción se está escuchando dentro de mí mientras pinto y voy buscando la forma y el color.

Terminé de escucharla hasta que terminé de pintarla.

“Por eso y muchas cosas más,

ven a mi casa esta navidad…”

Los muertos están ahí y escuchan la canción llamándolos a casa… en el primer plano a la izquierda está uno, sentado que te mira y puedes ver sus ojos, como que no saben ni donde se encuentra ni porque está ahí. ¿Te interroga? ¿Que te estará preguntando?

A la par, a la derecha, una mujer con la cabeza entre sus piernas, en posición de cuclillas, parece haber dado cuenta de su nueva realidad al despertar de un sueño el cual no acepta y llora desconsolada. ¿Llorará por ella? ¿Por lo que dejó? ¿Ambos, todo? Todo lo perdió. Perdió su vida. El mundo siguió adelante, pero sin ella. Eso duele ¿no?

Más allá, al plano izquierdo, otra mujer. Esta sí ha escuchado la canción pero se lleva la mano a los oídos tapándose. No quiere escucharla. Le molesta hacerlo. Sus ojos son casi inexpresivos, ¿o no? Está fuera de sí. Su despertar ha sido abrupto y le causa dolor el alma…. ¿es que se está manifestando su Alma en este momento? ¿Como puede ser si esta muerta? Se ha levantado de entre los muertos. ¡Esta canción me ha sacado de mi tranquilidad….no puede ser! ¡No quiero escuchar nada!. ¡No!

A la derecha en ese mismo plano, un hombre se ha detenido. Empezó a caminar, pero el peso de esta realidad le hace detenerse como para pensar. Su pensamiento le cansa. ¿Podrá pensar en realidad? O acaso, se siente vencido? ¿Por quien? ¿Que? Solo la muerte varón. Solo la muerte.

En el plano de adelante, al centro, a la izquierda, una mujer en semi hinojos, ha atendido el llamado de la canción navideña y ha caminado hacia el sitio de donde parece que viene el canto. Es un Árbol Navideño muy luminoso con una Estrella fulgurante por encima, tal y como es la tradición navideña. La luz es blanca, cegadora. Ella, encandilada se ha detenido y postrado en esa posición mientras se cubre los ojos con su mano izquierda. Tal vez y pueda darme cuenta un poco mejor de lo que está pasando. ¡Esto no me lo puedo perder!

A la par , un poco más adelante de ella, esta un varón que se encuentra en una posición que parece reverenciar lo que tiene adelante. Junto al árbol navideño está un “árbol de la vida”, árboles de metal construidos por el gobierno y que para muchos, son un símbolo del poder actual que gobierna al país. ¿O será acaso decepción? ¿De que? ¿Porque? Su postura puede indicar que está estirándose en el piso hacia adelante, pero su sombra le delata y se muestra con los brazos elevados al cielo en posición de reverencia. ¿La sombra le sigue o es él quien se ha rebelado hasta con su sombra?

En el plano medio, a la derecha, están los vivos convocados a la celebración de la Navidad también. ¿Quienes son estos? Son los presos por las razones políticas de la confrontación pasada. Presos en una jaula, son empujados por -al parecer- familiares que desean llevarlos al sitio en donde parece salir la canción navideña y está dándose la celebración …. ellos quieren participar. ¡Tenemos derechos! Grita una mujer desde ahí. El gobierno no ha indultado. Pero los familiares se las ingenian ¿podrán llegar hasta el árbol? Un Niño ayuda a empujar la jaula. Una mujer y un hombre, hacen el esfuerzo. Tal vez. Tal vez…en el último momento….

A los flancos, los crucificados. ¿Son muertos o están bajo tortura? ¿Tortura?! No! No puede ser eso aquí! La visión es apocalíptica y recuerda cuando en los años ochenta durante la revolución, un dirigente amenazó con hacer algo similar con la derecha de entonces. Parece quedar en un misterio en esta obra, de quienes se tratan esos en realidad y quizás por ello no se detallan rostros ni la configuración de los cuerpos. Solo crucifixión, luz, dolor y sombra. Bueno, un poco de misterio y otro poco de imaginación, siempre son buenos….

El suelo se ha cuarteado, parece un sismo. Yo noto cierto movimiento. ¿Ustedes no? Al fondo, una montaña, parece el volcán MOMBACHO. Ah! entonces, este sitio es la llamada Rotonda de Ticuantepe y, más allá, debería de estar Masaya, la ciudad símbolo de varias insurrecciones en la historia recientes de los últimos 40 años.

El cielo muestra una noche con colores siniestros, rojizos. Parecidos al que vimos la noche del terremoto del setenta y dos un 23 de diciembre…

No. DIOS no lo quiera! Con lo que hemos pasado, ya es suficiente!

“Ven a mi casa esta Navidad….”

La canción se ha callado en la mente, pero sigue bullendo clara en el corazón de todos los hombres y mujeres de buena voluntad que en el planeta quieren vivir en Paz y celebrar la época más linda de todo el Año:

La Navidad!

Estándar

“ODA SIBILINA PARA UNA #CANTATA ESTUPEFACTA” para #Alvaro Urtecho a once años de su viaje al Infinito

Has escrito tanto, tanto

que aún recostado

te levantas

y cantas

con ese Canto

que explosiona

rimando

desde tu Eterno Lecho

Estupefacto

para seguir tejiendo

el verbo enhiesto

que hilvana tu Cantata

La mandas a flotar en el tiempo

va y te obedece

anida, rimando

rima

golpeando

al golpe de voz

de tu paso

con tu manto

tu Canto

te amortaja

y

te viste de Gloria

Vida

Verbo vibrante

que aún no se aplaca

que no se termina

solo recién lo empiezas

y escribes

con tu Eterna

Eternidad por delante

pensamiento

que fluye

que nunca se muere

en tu cabeza de olivo trenzado

Y tu áurea

mano yesca

poeta, hermano

grande Alvaro

sonoro

amigo, hermano

poeta de Oro

de las más

Grande

y Estupefacta

de todas

Las Cantatas

camposdeoro

Diciembre 2018

Estándar

“LA CREACIÓN”. (según el Popol Vuh*). tríptico en pintura Sumi e, tinta&acuarela china/papel bambú. 46x70cm

“…Solamente había inmovilidad y silencio en la oscuri- dad, en la noche. Sólo el Creador, el Formador, Tepeu, Gucumatz, los Progenitores, estaban en el agua ro- deados de claridad. Estaban ocultos bajo plumas verdes y azules, por eso se les llama Gucumatz. De grandes sabios, de grandes pensadores es su naturaleza. De esta manera existía el cielo y también el Corazón del Cielo, que éste es el nombre de Dios. Así contaban.

Llegó aquí entonces la palabra, vinieron juntos Tepeu y Gucumatz, en la oscuridad, en la noche, y hablaron entre sí Tepeu y Gucumatz. Hablaron, pues, consultando entre sí y meditando; se pusieron de acuerdo, juntaron sus palabras y su pensamiento.

Entonces se manifestó con claridad, mientras meditaban, que cuando amaneciera debía aparecer el hombre. Entonces dispusieron la creación y crecimiento de los árboles y los bejucos y el nacimiento de la vida y la creación del hombre. Se dispuso así en las tinieblas y en la noche por el Corazón del Cielo, que se llama Huracán….

……..Luego la tierra fue creada por ellos. Así fue en ver- dad como se hizo la creación de la tierra: -¡Tierra!, di-

jeron, y al instante fue hecha.

Como la neblina, como la nube y como una polvareda fue la creación, cuando surgieron del agua las montañas; y al instante crecieron las montañas…..”

*Del POPOL VUH,

Capítulo I

(del K’iche’ Libro del Consejo, de la Comunidad, casa común . Es una compilación de narraciones míticas , legendarias e históricas del pueblo Maya)

 

Estándar

“#SEÑOR DE LA DIGNIDAD Y DE LOS HOMBRES DE LAS TIERRAS ALTAS”. (Combate de la Quebrada del Perro) (#cuento histórico e ilustración en #pintura japonesa sobre papel)

Un día de 1497 el Teyte* de los Dirianes, vio aquel muchachito recién nacido y le dijo a su hija:

-gracias, hoy hay un nuevo gran Teyte diriam**-

Solamente dos años antes, los europeos habían arribado a tierras de América. Las estrellas y sus dioses vieron con agrado su presencia en este mundo físico natural

Le llamaron Diriatzin (Señor de los Diriánes en lengua otomangue) o Diriam ghen (Dirianghen (el dirian = de las selvas altas de la manquesa, de Diriambán; ghen = del lugar de los dirianes).[2]​

Predestinado a ser un gran guerrero y líder, lo prepararon en cuerpo, mente y espíritu para ser precisamente eso. Y lo fue.

El guerrero y cacique más temido y respetado aún por sus enemigos, los más lejanos maribios, caribicis, matagalpas así como sus vecinos nahuas del otro lado al sur del rio Ochomogo .

Señor de Dignidad, Valentía , Espíritu Inclaudicable.

Vinculado desde niño al Jaguar, por poseer su espíritu como Teyte semidiós.

Era muy diestro desde jovencito en el uso de la espada pesada con dientes filosos de pedernal o huesos a ambos lados especialmente y a diferencias de algunos otros caciques que por costumbres enviaban al frente de sus tropas a un diestro Capitán de Guerra, Diriangen, asumía directamente él la punta de avanzada del combate

-Yo no aceptaré sumisión alguna, ni dejaré que manoseen mi religión, nuestra tierra, nuestras mujeres, nuestras familias.. Nada.

Yo voy a probar que esos que han venido, no son dioses, sino hombres que sangran y mueren como nosotros. –

-Bien por Nicarao si los dejó entrar para estudiarlos mejor fingiendo sumisión. El cree que esa es su mejor estrategia..Yo no.Soy El Jaguar y Los voy a combatir hasta expulsarlos de nuestras tierras-

Al salir al primer encuentro con el español, quienes iban muy preocupados tratando de protegerse y proteger el oro que les había proveído Nicarao, el Cacique Diriangen de manera astuta, se presenta rodeado de 500 guerreros, 17 bellas mujeres muy elegantemente vestidas y adornadas, portando hachas de oros de 14 Kilates, gallinas hermosas y otros menesteres que por supuesto, impresionan al español produciéndoles una mezcla de sentimiento de respeto y un tanto de confianza.

En una parada militar sin precedentes, Diriangen se presenta, despliega sus banderas y saluda de mano al Capitán Español.

Al ser conminado al sometimiento religioso y al bautismo , Diriangen, con firmeza les dice que le den tres días para pensar en ello.

Aprovecha entonces subrepticiamente para contar bien el número del contrincante, observar posibles debilidades y girar instrucciones.

Los españoles continúan avanzando por las altas tierras de la Manquesa Diriambina.

Gil Honzales, que a pesar de todo está en tensión, dispone una mejor organización de sus tropas, y coloca los cuatro caballos, unidos a arcabuceros en cada una de las aristas o puntas de la cerrada formación al estilo falange.

Al pasar por la Quebrada conocida como “quebrada del Perro” ya en territorio de Diriamba, las fuerzas se desorganizan por la estrechez del paso, lo rocoso del terreno y la pendiente empinada hacia abajo.

Sábado 17 de abril, ese fue el lugar escogido por Diriangen, que con tropas de unos cuatro mil enardecidos guerreros , bien emboscados por diferentes puntos, atacan al español a eso del mediodía, justamente hora de más calor en que algunos españoles i disciplinadamente aprovechan para refrescarse y tomar agua.

Cuatro horas de combates, el español se reorganiza y hace valer su superioridad técnico militar, pero han tenido bajas, si Gil Gonzalez no toma decisiones rápidas pueden acabar todos ahí. Los nativos no ceden. Combaten con una fiereza inusitada alentados por su Líder Diriangen quien combate uno a uno, cuerpo a cuerpo contra el enemigo. Golpea aquí, ordena por allá, manda refuerzos a otro lado y sigue golpeando y golpeando. Su estado cae con fuerza derribando hombres barbudos.

El Capitán Español da la orden de retirada. Esto puede terminar en enorme derrota y atrasar por mucho tiempo más la conquista de este territorio.

A decir verdad, estos salvajes me han vencido esta vez. Prefiero retirarme con el grueso de mis fuerzas y El Oro que llevo, aún intacto. Esto es lo principal. Oro y Poder. Ya habrá tiempo para dar una mejor batalla.

Las bajas indígenas son muchas. Esas máquinas infernales lanzan fuego a distancia..sus espadas y largas lanzas cortan la carne fácilmente causando bajas de muerte de mis hombres, y esos animales, esas bestias que echan espuma por la boca…, aplastan a nuestros hombres y les dan una gran ventaja.

Pero sangran!

Sangran y mueren como nosotros!

Son hombres y no dioses!

La superioridad técnica militar, hizo la gran diferencia, pero pese a todo la batalla fue una victoria de Diriangen y sus bravos guerreros .

Persecución en breves emboscadas sorpresivas a través de la selva, los españoles iban de salida del territorio, emboscados.

Más allá, les esperaban las fuerzas nicaraos que después de fieros combates desorganizaron y vulneraron aún mas a la compańia española haciéndolos huir ante una inminente derrota total

Toba, toba, suja…..(“anda, vete en buena hora…”)

toya, toya ( “corre si puedes, corre, corre”)- gritaban los niquiranos, mientras los atacaban, golpeaban y se retiraban para volver de inmediato desde otra dirección

Aquel Abril glorioso después de los encuentros de resistencia indígenas: el 5 de abril entre Nicarao y el Español a través de un desafiante diálogo culturalmente difícil para el español en donde el Cacique habría de medir sus intenciones

Luego el 17 de ese mes, la batalla de Diriangen para luego culminar con los ataques en oleadas de Nicarao ya para eso a fines de abril cuando el invasor pasa por la zona de Quoauhlcapolca, ciudad Niquirana , confiado Gil Gonzalez que sus fuerzas no serían tocadas por el “Bueno y pacifico” Nicarao.

Diriangen y Nicarao continuarían combatiendo al invasor una y otra vez.

Nicarao muere productos de sus heridas en batallas tiempo después contra las tropas inmisericordes de Francisco Hernández de Córdoba enviado del Gobernador más sanguinario de la colonia: Pedrarias Dávila con sede en PANAMA.

Diriangen, hubo de replegarse hacia tierras mas altas y montañosas, se cree que dio su última gran batalla en Apastete, el volcán Casitas, cercano a lo que hoy conocemos como Chinandega, en donde su ejército fue totalmente derrotado después de seis años de batallas continuas, alzando a todo hombre digno de las tribus que poblaban Nicaragua en el pacifico del país contra el invasor español.

Lo último que logró verse después de aquella batalla en el Casitas, fue un bravo Jaguar que salió de la maleza sin que nadie pudiera jamás, darle caza.

*Teyte: Rey, el Señor. Generalmente el Cacique de un pueblo y un semidiós

** Teyte Diriam: Señor de los hombres de las tierras altas. Las alturas de lo que hoy conocemos como Diriamba

Referencias Wikipedia.

(2) Arguello Molina. Caciques y Conquistadores en Diriamba. pág. 49

N de autor: las fuentes han sido serias y abundantes para elaborar este escrito que tiene carácter de ficción debido a que no es un Ensayo, ni pretende conciliar lo irreconciliable de tantas fuentes eruditas e institutos de investigación que se han consultado desde MEXICO hasta Nicaragua.

Estándar